Andina/difusión

Sutep impide a los alumnos acceso al conocimiento

22 de diciembre de 2006

La iniciativa de la congresista Martha Hildebrandt, para que todo profesional pueda ejercer la docencia, cayó como un baldazo de agua caliente en los predios del Sutep. La secretaria general del citado gremio, Caridad Montes, amenazó con ir a una huelga nacional e incluso acudir a la organización del trabajo si el congreso aprueba la liberalización de la pedagogía. (Perú 21)

Una vez más el Sutep entorpece la reforma educativa propuesta por el gobierno. El proyecto de ley propuesto tiene como objetivo principal solucionar el problema de la baja calidad del sistema educativo en nuestro país (ocupamos el último puesto en calidad de los colegio públicos según el Reporte Global de Competitividad 2007), mediante la mejora del nivel de preparación intelectual de los maestros y, por ende, sus estudiantes. Así, aquellos profesionales exitosos en sus ramas impartirían sus invaluables conocimientos generando un valor agregado en los alumnos, pues la enseñanza teórica ya no resulta suficiente en un mundo tan competitivo como el de hoy.

El Sutep informó que el magisterio no permitirá que profesionales de otras ramas impartan la pedagogía en escuelas, ya que consideran que no se encuentran calificados; asimismo, señalaron que en caso de seguirse con esta liberalización de la docencia acudirían a la Organización Internacional del Trabajo (OIT) para velar por sus derechos. Sin embargo, ¿quién vela por los derechos de los alumnos? El Estado y los padres quisieron encargarse de este tema, pero el Sutep se opuso a la municipalización de la educación, a la evaluación y a la participación de los padres en ésta.

El gobierno no puede dar marcha atrás en la reforma educativa. Se lo debemos a las próximas generaciones. No hay que perder el enfoque: lo que debe prevalecer es el bienestar de los niños y, por este motivo, no podemos darnos el lujo de continuar con una educación deficiente. Por ello, debemos tener como objetivo que la calidad de los maestros vaya aumentando y que los requisitos sean cada vez más altos (en Finlandia se necesita de maestría en educación para ser profesor de educación básica, mientras que en el Perú en el 2001 se redujo la valla para ocupar plazas en las universidades públicas aceptando maestros que no habían aprobado la evaluación). Sólo de esta manera nuestros alumnos estarán en capacidad de obtener mayores ingresos, reducir la desigualdad e impulsar el crecimiento en nuestro país.

Grado de Preparación de los Docentes en la Evaluación (En Porcentaje del Total de Evaluados)

Fuente: Piscoya (2005) / Elaboración: Instituto Peruano de Economía
*ISP: Instituto Superior Pedagógico; IST: Instituto Superior Tecnológico / **Incluye a los que no marcaron título

Los maestros se oponen a la liberalización del ejercicio de la docencia bajo el pretexto de que los profesionales de otras ramas no estarían calificados. Sin embargo, tan solo el 28% de los docentes que rindieron la evaluación en el 2001 se encontraba licenciado y dentro del escalafón. No privemos a los alumnos de obtener una mejor educación.

Precisión: En el Comentario Diario del miércoles 20 de diciembre se mencionó que la Derrama Magisterial (DM) no se encuentra bajo supervisión de la SBS. Sin embargo, debemos precisar que sí lo está, pero de una manera muy general, que no equivale a la supervisión a la que están sometidos los bancos privados o las administradoras de fondos de pensiones (AFP).

Deja una respuesta

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *