Andina/difusión

Tras los rastros de la descentralización

21 de agosto del 2009

La ministra de la Mujer reveló que el Gobierno ha aprobado para cada región US$ 10, 000 por mes para la contratación de profesionales especializados, con lo que tendrán casi S/. 100, 000 al mes para este fin, incluyendo la autorización de S/. 60, 000 de 2003. (Gestión, 21/08/2009)

El proceso de descentralización no ha logrado los resultados que se esperaban, sobre todo debido al error de elevar a todos los departamentos a nivel de región cuando gobernar con más de 20 presidentes regionales presenta una serie de problemas (CD 06/04/09). El Índice de Competitividad Regional de 2008 muestra claramente la dispersión que existe entre los grados de competitividad de las distintas regiones, hecho que se agudiza más en la sierra y selva. Por ejemplo, Arequipa se ubica en el tercer lugar del ranking y Huancavelica en el último.

Otro tema que vale la pena recalcar es el de la necesidad de implementar un sistema nacional de información sobre el proceso de descentralización. El estudio Proceso de Descentralización 2008 – Balance y Recomendaciones de USAID indica que es de vital importancia que los diferentes actores involucrados en el proceso de descentralización se encuentren debidamente informados del mismo. Es decir, que accedan a información pertinente sobre gestión pública descentralizada y sobre las dimensiones del proceso, para así poder tomar decisiones acertadas. Asimismo, un sistema de información eficiente puede ayudar al Estado a facilitar el control al interior del mismo por parte de las entidades competentes, así como por la sociedad civil. El no contar con un sistema de este tipo podría llevar, como viene sucediendo, a que algunos de los gobiernos reciban nuevas funciones a pesar de no haber potenciado sus capacidades previamente y así cumplir con sus nuevas responsabilidades de una manera adecuada.

Esperar un alto grado de competitividad y mayor eficiencia en la ejecución del gasto por parte de los Gobiernos Regionales resultaría un tanto iluso, dadas las condiciones actuales. Resolver el tema de la información y del elevado número de regiones es importante para dar el primer paso. Un elemento clave para lograr una mejora en el proceso es el implementar eficientemente el presupuesto por resultados, ya que representa un instrumento esencial para racionalizar el gasto. Lamentablemente, éste no rendirá frutos mientras no se transfieran capacidades a las zonas más necesitadas. No basta con un curso en el MEF. Se necesita profesionales capaces que reciban sueldos al menos similares a los del mercado o que se vean incentivados con la posibilidad de hacer maestrías o expandir sus estudios. Lejos de ser sólo parte de la agenda política, elevar la calidad del gasto en el proceso, entonces, es fundamental para que el proceso de descentralización funcione, capacitando a los gobiernos y brindando la información necesaria del proceso a pesar de que éste ya esté en marcha, nos guste o no. Ahora es momento de hacer los ajustes necesarios.

Perú: Índice de competitividad regional, 2008 (En índice)

Fuente: CNC / Elaboración: Instituto Peruano de Economía

Claro ejemplo de que aún falta mucho por avanzar en cuanto a descentralización es que la región Lima/Callao supere en casi 0,1 a la región Tacna (segundo puesto) en el ranking de competitividad regional. Además, la concentración de regiones de la sierra y de la selva está hacia el final del ranking, salvo excepciones como Arequipa, Junín o Madre de Dios.

COMENTARIOS

Deja una respuesta

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *