Acuerdos comerciales, reposición y riesgo país

 

27 de enero de 2003.

Necesitamos definir los acuerdos comerciales que queremos

• El representante del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) en el Perú, Vladimir Radovich, afirmó que el futuro del país depende de las próximas negociaciones de acuerdos comerciales. Recomendó que se realicen buenas negociaciones, pues su impacto perdurará por los próximos 30 años. Agregó que existen condiciones para la recuperación de la inversión privada. (Apoyomail)

• En relación al 38% de partidas faltantes de acuerdo para el AEC y con ocasión de las próximas reuniones que se llevarán a cabo en Lima en febrero, para cerrar el tema, queremos precisar que, más allá de lo señalado interesadamente por representantes de la CAN en Lima respecto a haber “logrado un 62% de acuerdo”, reiteramos nuestra percepción que el nivel de 15% pretendido por nuestros mayores socios andinos -y tácitamente aceptado por el Perú- no sólo es inconveniente desde todo punto de vista, sino que será contraproducente porque transmitirá la idea de que la sustitución de importaciones es prioritaria en la política económica nacional. En este sentido, reproducimos algunos extractos de la columna de hoy del ex ministro de Hacienda de Colombia, Rodrigo Botero, que reflejan plenamente lo que sucede con las negociaciones del AEC (El Comercio, pág. b4): “El proteccionismo también perjudica las exportaciones vía el efecto perverso que tiene sobre los incentivos al sector privado […] Lógicamente, los empresarios responden a esos incentivos y el sector manufacturero adquiere así un sesgo a favor del mercado doméstico, pequeño pero cautivo, donde no es necesario preocuparse demasiado por la productividad […] Las utilidades empresariales se obtienen en las antesalas ministeriales gestionando incrementos de aranceles, no en la planta de producción, reduciendo costos e incorporando nueva tecnología. Es un esquema que en el agregado produce estancamiento económico y obsolescencia industrial”.

• Necesitamos definir de una buena vez la forma en que queremos integrarnos al mundo. Este es el mensaje del BID que aún no se entiende por completo en los predios del Ejecutivo. Necesitamos de los acuerdos comerciales que el presidente Toledo ya ofreció (EE.UU., México, Canadá, Brasil, Chile y Bolivia), pero que hasta hoy parecen quedarle grandes. ¿Cuántas comisiones técnicas para la realización de estos acuerdos están trabajando ya?

Trabajadores prefieren efectivo y no reposición laboral

• El ministro de Trabajo, Fernando Villarán, señaló que el 80% de los primeros 7,000 ex trabajadores reconocidos como cesados de manera ilegal optaron por el resarcimiento económico, con lo que se demuestra que su objetivo principal no era la reincorporación al mercado laboral. El pago asciende a los S/.12 mil, aproximadamente. (Diarios)

• La información proporcionada por el MTPE, ha revelado importantes implicancias. La primera es que la estabilidad laboral no es tan apreciada por los trabajadores como los sindicalistas afirman, puesto que la gran mayoría de trabajadores ha preferido el efectivo a, por ejemplo, trabajar 3 años con una remuneración equivalente a un sueldo mínimo (en valor presente), tiempo que se podría reducir si se consideraran salarios mayores. Otra implicancia es que los trabajadores no aprecian los beneficios de ley asociados a la reposición, como el seguro social o AFP, el pago de la CTS y otros más. Finalmente, pensamos que estas cifras servirán para estimar el costo asociado a las iniciativas populistas de reposición que más adelante podrían presentar el Congreso o el Tribunal Constitucional.

Colocación internacional se encarece por aumento de riesgo país

• El gerente de Estudios Económicos del Banco Central de Reserva del Perú (BCRP), Renzo Rossini, y el representante del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF), Andrés Montoya, expusieron a los inversionistas, en conferencia telefónica, la situación macroeconómica del Perú. Trascendió que entre hoy y mañana el gobierno colocaría bonos soberanos por US$500 millones en el mercado internacional, a un plazo de 12 años. (Diarios)

• Con la advertencia del FMI sobre los altos niveles de endeudamiento del Perú y la sostenibilidad de sus cuentas fiscales; la beligerante actitud de algunas regiones; y una manipulada reforma constitucional, sólo necesitábamos “el empujoncito” de unas desafortunadas declaraciones del presidente en Suiza, para que el riesgo país aumente y complique la emisión de deuda internacional que estaba lista para esta semana. Esta vez el presidente agregó a su desencanto personal de la economía de mercado su percepción negativa sobre el proceso de reformas estructurales. Sólo por estas “pequeñeces” el mercado nos castigó, subiendo de alrededor de 590 a 612 puntos básicos el riesgo país, entre la semana pasada y esta mañana. ¿Quién paga?

Deja una respuesta

Su dirección de correo no se hará público.