petróleo, crudo, economía, coronavirus

Coronavirus: ¿Por qué el petróleo ahora tiene un precio negativo?

21 de abril del 2020
Instituto Peruano de Economía (IPE)

El crudo ahora cotiza a su peor nivel desde 1983, debido a que el confinamiento mundial para frenar al COVID-19 ha golpeado la demanda de combustibles.

La jornada del lunes fue un día sin precedentes para la cotización internacional del petróleo en el mundo. La cotización del barril West Texas Intermediate (WTI) se desplomó un 305% y cayó hasta los US$ –37.63 por barril. Sí, el lunes 20 de abril el crudo terminó cotizando a un precio negativo y el coronavirus es un factor clave detrás de ello.

Esto se debe a que la demanda del hidrocarburo se ha contraído hasta un nivel mínimo, debido a que la demanda ahora es mínima. La mayoría de países está en etapa de confinamiento para frenar la propagación del COVD-19; lo que ha hecho que muy pocos agentes consuman combustibles deirvados del petróleo. Esto ha generado un exceso de oferta, que ha desplomoado la cotización del crudo.

El problema también se refleja en otros indicadores de precio del petróleo. El Brent, de referencia europea, retrocedió desde los US$28.08 por barril al cierre de las semana pasada hasta solo US$2.50.

Ante la falta de demanda, los productores han recurrido a almacenar el crudo en barcos petroleros, a la espera de que se reactive la demanda mundial. Sin embargo, el costo de tener el petróleo en los barcos se ha disparado: el año pasado, el almacenaje en un barco costaba US$29,000 diarios; pero este año han subido hasta US$100,000. Esto pone presión sobre los productores, que se ven obligados a buscar vender más bajando precios, según informa Wall Street Journal.

Antecedentes
La caída se agravó luego de la guerra de precios entre Arabia Saudita, líder de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), y Rusia, país no miembro de este organismo. Esta guerra de precios consistió en elevar la producción y exportación para castigar económicamente a Rusia.

Sin embargo, a inicios de este mes, esa guerra de precios llegó a su fin, con la OPEP y Rusia acordando reducir su producción diaria de crudo. Esto no fue suficiente para contrarrestar la masiva reducción de la demanda, inducida por las estrictas medidas de inmovilización en el mundo.

Deja una respuesta

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *