Primer año de Humala

15 de julio del 2012
El Comercio

 

La percepción lo es todo, asegura el reconocido publicista Rory Sutherland, y así es como el primer año del presidente Ollanta Humala puede ser uno de los mejores primeros años de gobierno de los últimos 15 años, aunque a primera vista no lo parezca.

UN PRIMER AÑO DE SORPRESAS

EL PRESIDENTE HUMALA CUMPLE CON LA HOJA DE RUTA

Ollanta Humala se ha convertido, en términos económicos, en una revelación. De su lista de ofrecimientos electorales (de primera y segunda vuelta) ha cumplido con varios de ellos y está avanzando en otros tantos. Es verdad, sin embargo, y como señala el presidente de Apoyo Consultoría, Gianfranco Castagnola, que buena parte de las medidas ofrecidas han sido cumplidas en la parte normativa y que aún queda por verse cómo se van a implementar; por ejemplo, la reciente y discutida reforma del Sistema Privado de Pensiones. El balance del primer año del gobierno de Humala es, según todos los entrevistados para este artículo, positivo. Y si se toma en consideración las expectativas al inicio de su gobierno, entonces ya es “extraordinario”. Probablemente, es respecto a este último punto en el que se pone especial énfasis: lo más importante que hizo el actual presidente fue mantener unas políticas fiscal y monetaria dentro de los parámetros comunes a los últimos, tal vez, 20 años. Para ello, la sorpresiva designación de Luis Miguel Castilla al frente del ministerio de Economía y Finanzas (MEF) y la ratificación de Julio Velarde en la presidencia del Banco Central de Reserva (BCR), fueron decisivas para dar confianza al empresariado que reducía a paso doble sus inversiones, precisamente, porque entre los muchos temores, los empresarios no descartaban la expropiación de sus empresas, el cambio brusco de reglas de juego y hasta el secuestro de los fondos de pensiones. De algún modo, Castilla y Velarde eran una garantía de continuidad.

Si bien es cierto como explica el presidente de la consultora Maximixe, Jorge Chávez– que la inversión se ha recuperado notablemente desde entonces, todavía no alcanza los niveles que tenía antes de las elecciones, pues pasó de 15% en el primer trimestre del 2011 a 13,7% en el mismo trimestre de este año. Aunque se apura en aclarar Chávez ello también tiene que ver con las condiciones de altísima incertidumbre global que atravesamos como consecuencia de la crisis de los países desarrollados.

COMPAREMOS
Es más fácil hacer una evaluación de desempeño si hay referencias contra las cuales compararlo. “En su primer año, ni Alejandro Toledo ni Alan García hicieron mucho. García sacó el TLC con EE.UU. porque Toledo se lo dejó muy avanzado”, recuerda el gerente general del Instituto Peruano de Economía, Miguel Palomino. Cierto. En el 2006, Humala era el terror de los empresarios y Alan García le ganó la elección en segunda vuelta repitiendo que, preferir al ex militar, representaba un salto al vacío. En su primero año de gobierno, García no logró hacer percibir a la población, en términos reales, lo que significaba una economía de mercado ‘con rostro humano’. De hecho, logró menos que eso, pues el desempleo en los primeros 12 meses de su gestión pasó de 7,5% a casi 10% pese a que en setiembre lanzó su ‘shock de inversiones’ que no logró gran cosa. Cinco años antes, durante el primer año del gobierno de Alejandro Toledo, el país salía de una recesión y las mejoras en los indicadores de la actividad económica estaban concentradas en sectores como la minería, que tenían y tienen muy poca absorción social. Un poco más que hoy, el Ejecutivo y el Congreso no se ponían de acuerdo para articular medidas que permitieran crecer más y que ese crecimiento llegara a las capas más amplias de la población. La redistribución así entendida fue rebautizada por el presidente Toledo con el dudoso nombre de ‘chorreo’. Entre marzo y abril se produjeron las protestas del ‘arequipazo’ que frustraron la privatización de las empresas de energía eléctrica Egasa y Egesur.

Con ello en consideración, “Humala ha logrado más que ambos en el mismo lapso y, además, cumpliendo sus ofrecimientos de la campaña”, sentencia Palomino. En efecto, para alivio del sector empresarial, respetó su promesa de la Hoja de Ruta de mantener el modelo de crecimiento pero con mayor inclusión lo que, con la gestión del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables (Mindes), se está consiguiendo, a través de la creación de nuevos programas sociales, como Pensión 65, y la ampliación de otros: Juntos, llegaría a cubrir al 100% el territorio nacional en los próximos meses. Recordemos, eso sí, que Humala llega con las arcas llenas, no así Toledo. “Fue muy importante que el presidente se decidiera a resolver muy rápido el aspecto del aporte minero, porque con ello se demostró que se respetaba la juridicidad y se salvaguardaba la competitividad del país; y este dinero debe destinarse a inversiones en infraestructura, salud y educación en localidades en las que no hay actividades mineras”, nos comentó el presidente de la Sociedad Nacional de Minería, Petróleo y Energía (SNMPE), Pedro Martínez. Él piensa que lo más importante que ha hecho el presidente al asumir el cargo, fue “darse cuenta de que el Perú no podía detenerse […] que había que mantener el modelo que genera bienestar a la población”.

Es importante considerar que, aunque en su sustentación de la medida, el ministro Castilla calculó que los ingresos del Estado por este concepto rondarían los S/.3.000 millones este año, diversas fuentes especializadas en el sector calculan que no sobrepasarán los S/.700 millones. ¿Alguien sumó mal o fueron los precios de los commodities que están a la baja? “Comparado con lo que se esperaba de él hace un año, el resultado es positivo, porque las expectativas eran muy negativas, definitivamente la performance es superior”, comenta Castagnola de Apoyo, y agrega que “aunque te guste o no te guste, cumplió su promesa y elevó la Remuneración Mínima Vital, tal y como lo prometió y ha promovido medidas que, en general, fue lo que había prometido, como mantener la política de apertura comercial y firma de tratados de libre comercio”. Uno de los ex rivales del actual Presidente, el economista Pedro Pablo Kuczynski, es un poco más general y sí, tal vez más pragmático. “El balance de la gestión económica del
primer año del presidente Ollanta Humala, ha sido bueno. El Perú sigue teniendo una de las tasas de crecimiento económico más altas de América Latina y con la menor inflación. El futuro es promisorio por causa del balance demográfico favorable”. Eso quiere decir que también nos ayuda ser un país con un promedio de edad más bien bajo de alrededor de 25 años comparado con el de la mayoría de países desarrollados.

El gerente de inversiones de AFP Horizonte, Renzo Castellano, coincide. “Las valoraciones y cómo se comportan los activos peruanos acciones, bonos, moneda son el reflejo de lo que pasa en la economía […] por los problemas en Europa ha habido cierta corrección a la baja en los índices de la bolsa de Lima, pero muy acotada y me atrevería a decir que el sol es hoy una de las monedas más fortalecidas y estables de la región y del mundo; y eso también tiene que ver con la designación de Castillo y Velarde en el MEF y el BCR”.

Como señala el IPE, más allá del espaldarazo al modelo que representaron dichos nombramientos y para las insomnes preocupaciones del sector empresarial, tal vez lo que mejor se ha ido gestionando son los programas sociales. “Es la primera vez que hay un enfoque de mediano y largo plazo en las políticas sociales más allá de lanzar programas concretos y que hay más rapidez en dicho lanzamiento y promoción de los programas sociales de bandera del en su sustentación de la medida, el ministro Castilla calculó que los ingresos del Estado por este concepto rondarían los S/.3.000 millones este año, diversas fuentes especializadas en el sector calculan que no sobrepasarán los S/.700 millones. ¿Alguien sumó mal o fueron los precios de los commodities que están a la baja? “Comparado con lo que se esperaba de él hace un año, el resultado es positivo, porque las expectativas eran muy negativas, definitivamente la performance es superior”, comenta Castagnola de Apoyo, y agrega que “aunque te guste o no te guste, cumplió su promesa y elevó la Remuneración Mínima Vital, tal y como lo prometió y ha promovido medidas que, en general, fue lo que había prometido, como mantener la política de apertura comercial y firma de tratados de libre comercio”. Uno de los ex rivales del actual Presidente, el economista Pedro Pablo Kuczynski, es un poco más general y sí, tal vez más pragmático. “El balance de la gestión económica del primer año del presidente Ollanta Humala, ha sido bueno. El Perú sigue teniendo una de las tasas de crecimiento económico más altas de América Latina y con la menor inflación. El futuro es promisorio por causa del balance demográfico favorable”. Eso quiere decir que también nos ayuda ser un país con un promedio de edad más bien bajo de alrededor de 25 años comparado con el de la mayoría de países desarrollados. El gerente de inversiones de AFP Horizonte, Renzo Castellano, coincide. “Las valoraciones y cómo se comportan los activos peruanos acciones, bonos, moneda son el reflejo de lo que pasa en la economía […] por los problemas en Europa ha habido cierta corrección a la baja en los índices de la bolsa de Lima, pero muy acotada y me atrevería a decir que el sol es hoy una de las monedas más fortalecidas y estables de la región y del mundo; y eso también tiene que ver con la designación de Castillo y Velarde en el MEF y el BCR”. Como señala el IPE, más allá del espaldarazo al modelo que representaron dichos nombramientos y para las insomnes preocupaciones del sector empresarial, tal vez lo que mejor se ha ido gestionando son los programas sociales. “Es la primera vez que hay un enfoque de mediano y largo plazo en las políticas sociales más allá de lanzar programas concretos y que hay más rapidez en dicho lanzamiento y promoción de los programas sociales de bandera del gobierno”, sostiene Palomino y agrega “el gobierno da énfasis a temas de inclusión social”. “El Mindes es un ejemplo de cómo se debe manejar el Estado, focos muy profesionales no politizados, con personas que ya tienen experiencia en la gestión pública; que incluso pueden o no tener una posición política, pero que están especializadas y lo hacen bien desde hace tiempo”, afirma el economista profesor de Centrum Católica, José García Herz, y añade que “ese ejemplo debería trasladarse a los demás ministerios, pero claro, es más fácil hacer algo bien desde cero nuevo que reformar algo mal hecho”.

REFORMAS
“Desde el primer gobierno de Fujimori, no se volvió a hacer nunca más una sola reforma importante en el Estado”, nos contaba el economista Pablo Secada hace un tiempo. Probablemente la reforma tributaria del Estado sea el cambio más importante pendiente y que ha enfrentado cada gobierno salvo el de transición de Valentín Paniagua desde las reformas de Fujimori, sin ningún resultado sustancial. Tanto el gobierno de Alan García como el de Alejandro Toledo (así como este) pidieron al Congreso facultades para legislar en asuntos tributarios. El Poder Legislativo las concedió cada vez y no se hizo mucho. “La reforma tributaria es importantísima y pisa demasiados callos, por eso es que hasta ahora nadie se ha atrevido a hacerlo bien. Yo creo que lo quieren hacer pero, aunque no lo he visto del todo bien, me parece que se han quedado un poco dormidos”, comenta García Herz. “Han hecho un montón de cambios en la normativa, pero no constituyen ningún cambio sustancial, queremos pensar que están preparando algo más grande, creo que así es, pero hasta ahora, lo que han hecho al respecto no es mucho”, nos dijeron en el IPE. Por otro lado, la mencionada reforma del SPP, en palabras del propio Secada “es mejor media reforma que ninguna reforma”, aunque la posición del IPE es que, de plano, la reforma es ‘cuestionable’.

LO QUE NO FUE TAN BUENO
“Las reformas de pensiones y tributarias, dentro de lo económico, con aspectos muy complejos que pueden desgastar la imagen del gobierno”, comenta Palomino. Aunque quisimos mantener los aspectos relacionados de la conflictividad social fuera este balance, cada uno de los entrevistados se refirió a ello de una u otra manera. Para Castagnola, “el riesgo Humala no parece su orientación económica, sino su capacidad de operación política, en su manera de relacionarse con otros actores políticos, desde los sindicatos y los gremios empresariales hasta los gobiernos regionales y el propio Congreso”. Para García Herz eso no es del todo negativo. “Los conflictos sociales se presentan en la medida en que no tienen presencia del Estado profesional y constante, ahora solo apagas incendios […] yo veo menos politización con Humala que con Toledo o con García, con lo positivo o negativo que esto puede ser, pero para el aspecto social, necesitas profesionales”. El presidente de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), Julio Bazán, reconoce que hay avances positivos, pero “la desigualdad crece, no hay un justo reparto del crecimiento, vemos una importante acumulación en las empresas y los sueldos están casi congelados”. Faltan cuatro años y mucho pan por rebanar. Humala no lo está haciendo mal, pero ¿por qué no se nota?

 

UN IMPORTANTE REFUERZO TECNOLÓGICO

JAVIER SILVA CHUECA

Grandes firmas han marcado la vida profesional de este ejecutivo vinculado, desde hace años, al sector de las Telecomunicaciones. Entre ellas destacan IBM Perú, donde laboró por 27 años y Telefónica del Perú, empresa en la que permaneció por otros cinco. Sin duda, su paso por esas compañías configuran importantes cartas de presentación para Silva y la experiencia adquirida le será útil en su nuevo reto como gerente general de Actualisap para Perú y Bolivia. “Es un grupo que ha venido creciendo a un ritmo importante, no solamente en el país sino también en la región”, comenta. Silva logró mejorar la productividad y los recursos humanos en sus anteriores trabajos. Justamente, su último cargo fue el de gerente de productividad de Telefónica. Para el nuevo puesto, será responsable de gestionar los negocios en dos países. En el Perú, afirma, tiene como objetivo mantener el crecimiento sostenido de la firma. En Bolivia, Silva estará abocado al desarrollo del mercado, en el cual iniciaron operaciones recientemente. “Vamos a mantener el dinamismo de la empresa a partir de la ejecución de proyectos con la calidad que nos caracteriza. Esta fórmula nos ha permitido tener un alto índice de satisfacción de nuestros clientes, el cual supera el 95%”, manifiesta. El ejecutivo adelanta que para este año Actualisap buscará hacer alianzas estratégicas a fin de ampliar el portafolio de servicios que ofrece, cumplir con sus objetivos de rentabilidad y lograr un mayor crecimiento.
 
15-07-2012 - Primer año de Humala_Portafolio_15_07_2012

Deja una respuesta

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *