El Gobierno y su corsé

La salida al entrampamiento político de hoy aún no es clara, pero lógicamente ocupa la mayor parte de la atención.

Gobierno

La siesta del Leviatán

Lo único tan grave como tener a un sector privado paralizado es tener a un sector público en la misma condición.

De nuevo, crisis política (no importa cuando lo leas)

Mientras que en el mundo los informes de Idea Internacional y  V-Dem Institute entre otros, se refieren a procesos de erosión de la democracia y un incremento de regímenes que se tornan en autoritarios o dejan de ser democráticos, en el Perú se agrava (una vez más) la crisis política y con ello crece la incertidumbre que ralentiza o paraliza al sector privado y público, afectando la gobernanza. Si ensayamos una línea de tiempo, las crisis políticas se han hecho más frecuentes.

La pequeña política

Las palabras recargadas de pompa y sentido de grandeza para liberar al Perú de los supuestos grandes males que lo afligen pasan por alto que los problemas del ciudadano del día a día son menos novelescos y más tediosos de solucionar. Requieren inspiración y liderazgo, pero también capacidad administrativa, herramientas de gestión, indicadores de resultados y un plan bien concebido. Estas tareas, por supuesto, no ganan elecciones ni encienden a las bases, y no son el campo del político puro, sino del gestor, pero son de lo que se trata gobernar una vez que se está sobre el caballo.

Gobierno

Pudo ser peor

La agenda maximalista inicial de Perú Libre, plagada de controles de precios, nacionalizaciones, sustituciones de importaciones y demás necedades, habría cedido al peso de la realidad y del control político para apocarse en pedidos de facultades legislativas descaminados, nombramientos que discurren entre lo intrascendente y lo pésimo, y guiños populistas al por mayor. La tragedia boliviariana, por ahora, no es un escenario realista de corto plazo.

Gobierno

Las cuentas de los primeros 100 días

Una de las secuelas que deja el comienzo del nuevo Gobierno es la normalización de un clima de constante incertidumbre sobre el rumbo de la política económica del país.

El gobierno del pueblo

La medida más importante que debe optar el gobierno en el menor tiempo posible es la reactivación económica del país.